El curioso caso de Joselito

Como en el relato de Francis Scott Fitzgerald, adaptado al cine protagonizado por Brad Pitt, hoy analizaremos un caso que no sigue el proceso vital lógico. En este caso la trayectoria de Joselito desde que fichó por el FC Barcelona Lassa la temporada pasada.

El pivot gaditano llegaba al equipo azulgrana en 2016, después de realizar una gran temporada en Aspil Vidal Ribera Navarra. En todo fichaje se necesita un proceso de adaptación al sistema, idiosincracia y conocimiento del club. A Joselito esa aclimatación fue más rápida al haber pertenenecido al filial del FC Barcelona Lassa en la temporada 2012-2013. Primer paso diferente al proceso “lógico” que comentábamos.

Durante la temporada, Joselito fue de más o menos y acabó siendo uno de los jugadores menos relevantes de la plantilla en el tramo decisivo de la temporada, en la que finalmente el FC Barcelona Lassa no ganó ningún título nacional. Este rendimiento originó el siguiente avance antinatural en el crecimiento de un fichaje. Llegó el verano y, cuando un jugador se debe afianzar en un club pasada su primera temporada, los responsables del club azulgrana comunicaban al jugador que no contarían con él, al no tener fichas suficientes. Pasaron unos días y Txus Lahoz, manager de la sección, y Andreu Plaza reconsideraron la decisión(ante el apoyo de la plantilla hacia el jugador gaditano) y optaron en tener una plantilla amplia de 15 jugadores. Joselito se quedaba en el FC Barcelona Lassa pero en una situación muy incómoda ya que primero tenía la sorpresa desagradable de no seguir en la plantilla para pasar a ser el décimoquinto jugador de una plantilla larga y de mucha calidad.

Entonces ha llegado el último episodio del curioso caso de Joselito. Cuando debía tener menos confianza. Cuando tenía a muchos otros compañeros por delante de él. Cuando parecía que su fichaje se apagaba, ha llegado el mejor Joselito desde que llegó allá por el 2016. El pivot gaditano ha sido el jugador desatascador en los primeros partidos decisivos de esta temporada. Llegó la ‘Main Round’ y la vuelta a competiciones europeas por parte del equipo azulgrana y Joselito marcó un gol y dio una asistencia para encarrilar el partido ante el Chrudim. Pero lo mejor vino ante Luparense, cuando marcó el gol del empate y dio la primera plaza y, por consiguiente, que el FC Barcelona fuera cabeza de serie y evitara grandes equipos en la ‘Elite Round’ que se jugará este noviembre.

En la Copa del Rey también volvió a ser decisivo. El equipo de Andreu Plaza visitaba la pista del Palma Futsal jugándose la clasificación a un sólo partido y en la pista del conjunto mallorquín. El FC Barcelona Lassa estaba sufriendo mucho pero en el último suspiro de la primera parte, Joselito robaba un balón y conseguía adelantar a los azulgranas, abriendo el camino de los cuartos de final.

Gracias a estos goles y este inicio de temporada, Joselito puede presumir de ser el único jugador de la plantilla azulgrana que ha marcado en todas las competiciones(Liga, Copa del Rey y UEFA Futsal Cup).

Veremos cual es el siguiente paso en este proceso de crecimiento anómalo como jugador del FC Barcelona Lassa, pero a base de trabajo, sacrificio y confianza en si mismo, Joselito ha conseguido ser respetado(apoyado en su inseparable Roger Serrano) y un valor muy importante en un equipo que tiene el talón de Aquiles en las lesiones. Ahora que faltan Ferrao, Lozano o Tolrà, el técnico Andreu Plaza necesitará que jugadores como Joselito confirmen ese paso adelante que han dado en este inicio de temporada. De eso dependerá el éxito en la ‘Élite Round’, Copa del Rey, Liga y Copa de España.